“Los borbones son unos ladrones” sigue levantando polémicas

Después de que un grupo de raperos españoles decidiera rebelarse contra el orden (como Dios manda…) Con el tema y video “Los borbones son unos ladrones”, se siguen suscitando controversias en torno a esta canción, ya de por sí de naturaleza dialéctica. A la vez que se dieron comentarios en torno a la participación de varios artistas en la grabación de lo que se perfila como el éxito del 2018.

En cuanto a su posición con respecto a la libertad de expresión y sus tendencias políticas, así como su criterio frente a la reciente sentencia de Valtònyc y la acontecida al colectivo La Insurgencia.
Ahora salen a relucir dudas en la fanaticada e incluso artistas de la escena rap española respecto a la ausencia de varios nombres famosos de la movida.

La cosa es más notoria porque la incertidumbre creada alrededor de esta falta de participación ha sido comentada inclusive en sectores que no tienen que ver directamente con el rap, aunque sí en ambientes ligados a la música en general.

Se habla de las razones por las cuales intérpretes como:

  • Tote King
  • Rayden
  • Shotta
  • Sho-Hai
  • SFDK
  • Sharif
  • O incluso veteranos como Kase O y El Chojin, no aparecen en el colaborativo.

Los tres primeros son de tendencias marcadas (Tote King ha colaborado con presentaciones de partidos, mientras que Rayden y Shotta son abiertamente izquierdistas). Mientras que el resto ha tratado de mantener a raya el tema o simplemente no les interesa la política.

En este caso, si no militan en ningún partido, su silencio en cuanto a la canción es un misterio y en consecuencia ya comienzan a hacerse conjeturas al respecto.

Lo cierto es que muchas personas están en desacuerdo por esto, a la par que otros lo ven como un acto de precaución de un personaje público. En especial ante el problema de la libertad de expresión y los parámetros dentro de los cuales se da esta.


Te puede interesar

Leave a Reply

avatar
  Subscribe  
Notify of

Vivo la edad dorada bro, añorando la del pavo

— Juancho Marqués